"...He visto más cosas de las que recuerdo, y recuerdo más cosas de las que he visto..."

Este no pretende ser un blog de viaje pero, sin embargo, es la consecuencia, o la razón, de un viaje soñado, que me permitió coleccionar una gran cantidad de fotos, información, leyendas y testimonios que consideré apropiados para compartir con otros que, como yo, adoren las maravillas que atesora este país: Italia.

Espero que lo disfruten:

BENVENUTI - ¡ BIENVENIDOS A MI BLOG ! - WELCOME

domingo, 24 de marzo de 2013

Burgos medievales del Parque Regional "dei Castelli Romani"

VELLETRI 

Velletri (del latín Velitrae) es una ciudad de 53.298 habitantes, situada en una ladera empinada 332 metros sobre el nivel del mar, está a 42 km de Roma. Incluido en la zona de Castelli Romani a pesar de su larga y gloriosa tradición de la comuna libre, Velletri es uno de los centros más importantes de la provincia. También es la primera de las quince ciudades de los Castelli Romani, tanto el número de habitantes como por su extensión. En la Edad Media fue una de las pocas ciudades libres del Lacio y en Italia central, y una de las pocas ciudades que mantuvo su vida de ciudad independiente.

Piazza di Velletri - Parque Regional de los "Castelli Romani" - Lazio - Foto web

LARIANO

El municipio de Lariano está situado en las laderas del Monte Artemisio, en las colinas Albanas, entre Velletri y Valmontone. Toma su nombre de las ruinas del castillo que se encuentra en el Monte Artemisio, más tarde conocido como “Macho de Lariano”. Se supone que en el año 328 a.C. el castillo, también conocido como “Del álgido”, asumió el nombre de Ariano. Como resultado, la fusión del artículo con el nombre se llegó a su denominación actual. En “Carmen Secular”, el poeta Horacio, cuenta que en el Álgido, en la antigüedad, había un templo dedicado a la diosa Diana. Tito Livio, en su Historia de Roma, dijo que en estos lugares, romanos y los equi, estuvieron involucrados en una lucha feroz en este lugar por casi dos siglos. Por su ubicación tan cercana a Roma, los patricios romanos construyeron aquí varias villas, como atestiguan los restos conservados en el Museo del Vaticano y otro en la ciudad de Velletri. Lo cierto es que el “Macho de Lariano” por su posición estratégica dominó por un lado la Via Appia y la Via Anagnina por el otro, además de convertirse en un importante y populoso centro de las ambiciones expansionistas de las familias más poderosas.

LANUVIO


Lanuvio - Parque Regional de los "Castelli Romani" - Lazio - Foto web

La antigua ciudad de Lanuvio fue fundada, según Appiano, por Diomede di Tideo, Señor de Argo. Se extendía sobre tres colinas: Montegiove, Civita y Monte due Torri; la central, Civita, fue y se mantuvo la más poblada porque, situada encima del actual cerro "Colle San Lorenzo", disfrutaba de la acrópolis y del templo de Giunone Sospita o Sispita.
Este cerro adoptó el nombre de San Lorenzo tras la llegada de monjes benedictinos provenientes del monasterio de San Lorenzo, situado en el exterior de las murallas, que trasformaron el ninfeo romano en iglesia.
Sospita o Sispita era una divinidad agraria y personificaba el principio de la vegetación.
En un principio el templo se encontraba cerca del límite entre el Lazio antiguo y el territorio de los Volsci; y fue célebre gracias al culto a la diosa Lanuvio.
Lanuvio, como todas las ciudades latinas capitaneadas por Albalonga, fue casi siempre aliada de Roma: pero cuando estas se sublevaron para obtener los derechos civiles, también Lanuvio se enfrentó a Roma.
Lanuvio disfrutó su época de mayor esplendor bajo el dominio de los Antonini dos los cuales, Antonio Pio y Commodo nacieron en esta ciudad. Cicerone admiró el campo de Lanuvio por su fertilidad; entre sus productos se distinguían la peras.
En las colinas del norte, atravesada por la vía Appia, se construyeron numerosas villas, especialmente durante el imperio. Promulgada la ley de Valentiniano y Teodosio que decretaba el cierre de todos los templos paganos, inició naturalmente la decadencia de Lanuvio (391 d.C. el cristianismo se convierte en religión de Estado y se prohiben los cultos paganos).
Todavia hoy resulta interesante visitar la ciudad que entre sus joyas conserva obras como la Villa Frediani-Donigni, el edificio del siglo XVII que fué saqueado en el siglo XVIII por las tropas de Fra Diavolo y que conserva prestigiosos restos arqueológicos que pueden observarse expuestos bajo la peristilo del palacio.
La fuente "Fontanone degli Scogli": obra de Carlo Fontana del 1675 representa un arrecife con dos serpientes que beben en el cuarto y en el œltimo surtidor de agua.
La fortaleza medieval, con sus dos torres cilíndricas sobrepuestas; fué recuperada durante la segunda mitad del siglo XIV y fue usada como fortaleza hasta el siglo XVI, posteriormente fue adaptada y usada como cárcel.
En el 1892 se derribaron las cornisas del primer y del segundo piso, quedando en el estado ruinoso actual.

ARICCIA

Ariccia (en latín Aricia) es una comuna de la provincia de Roma, en la región del Lacio, situada en los montes Albanos. Forma parte de los suburbios de la ciudad de Roma.
De acuerdo a una vaga noticia de Cayo Julio Solino, Ariccia fue fundada por Arquíloco Siculo en épocas muy remotas. Restos arqueológicos encontrados en la ciudad confirman la existencia de un asentamiento en los siglos VIII-IX a. C. Más tarde, la ciudad fue miembro de la Liga Latina, y en su territorio, que englobaba el lago de Nemi, fue construido el santuario de Diana Aricina (o Diana Nemorensis), erigido entre todas las ciudades latinas, y presidido por un sacerdote conocido como Rex Nemorensis, famoso por las páginas de La rama dorada (The Golden Bough) de James Frazer.
Bajo sus murallas se desarrolló la batalla de Aricia (506 a. C.) descrita por Tito Livio, en la que los habitantes de Ariccia, aliados con los Cumanos de Aristodemo, derrotaron a los etruscos conducidos por Arus, hijo de Lars Porsenna.


Ariccia - Parque Regional de los "Castelli Romani" - Lazio - Foto web

Ariccia fue definitivamente conquistada por los romanos en el siglo IV a. C.; recibió la categoría de municipium, y se expandió hacia el valle inferior, en el que la vía Apia la conectaba con Roma. Ariccia se convirtió en la principal estación de paso en el camino desde Roma hacia la Italia del sur. Su vecindad con Roma y la belleza del lugar, favorecieron que Ariccia fuese escogida por muchos de patricios romanos para construir sus villas de recreo, de las cuales aún hoy se conservan numerosos restos. 
Situada en una posición estratégica, la ciudad fue saqueada varias veces durante las invasiones bárbaras del Imperio romano por godos , vándalos y, finalmente, por los sarracenos, que la destruyeron en el año 827. Debido a ello, sus habitantes se trasladaron a la antigua acrópolis (o ciudadela), donde fundaron una nueva comunidad.

Plaza central de Ariccia, probablemente diseñada por Bernini - Foto web

En 990 el "El castillo de Ariccia" era un dominio de Guido, conde de Túsculo. Durante el reinado del Papa Nicolás II el castillo se convirtió en propiedad por los Estados Pontificios, de quienes a su vez pasaron de nuevo al condado de Túsculo como feudo (1116). La Iglesia Romana volvió a recuperar Ariccia en 1223 con el Papa Honorio III, de la familia Savelli, y lo mantuvo en su poder hasta la primera mitad del siglo XV. 
Ariccia comenzó a despoblarse, sin embargo. Después de un periodo bajo la administración del castillo de Lariano, pasó al distrito de Genzano, que registró sólo 100 personas en Ariccia. Sobre 1400 todo el territorio se convirtió en propiedad del monasterio de Sant Anastasio delle Tre Fontane y, después de un breve periodo bajo el dominio de los Savelli, fue cedido a la abadía de Grottaferrata. 
El Papa Sixto IV entregó Ariccia a los Savelli, quienes llevarona a cabo diversos trabajos para mejorar su situación, incluyendo la desecación del lago de Vallericcia, situado en el valle. En 1661 la ciudad pasó a poder de la poderosa familia Chigi, que hizo construir el espléndido Palazzo Savelli Chigi que domina la plaza principal, en el cual se hallaban alojados los archivos Chigi, de valor incalculable. El Papa Alejandro VII, de la familia Chigi, vivió durante largos periodos en Ariccia y cambió drásticamente su calidad urbanística, con la importante contribución de Gian Lorenzo Bernini, a quien debemos la bella plaza principal y la iglesia de la Asunción (Assunta en italiano) que está enfrente del Palazzo.
En 1854 el Papa Pío IX ordenó la construcción de un puente que permitía superar el gran bosque del valle, actualmente conocido como el parque Chigi, que hasta entonces había dificultado el acceso a Ariccia desde Roma a lo largo de la Vía Apia. El puente fue destruido junto a gran parte de la ciudad durante los bombardeos de la Segunda Guerra Mundial. Reconstruido en 1947, se derrumbó repentinamente en 1967 y hubo de ser reconstruido una vez más. 
El lugar más digno de mención de Ariccia es la entrada desde el famoso puente hasta la plaza barroca de Bernini. Entre sus principales monumentos se destacan: el Palazzo Savelli Chigi, cuyas habitaciones perfectamente restauradas son famosas como decorado de muchas películas históricas; la iglesia de la Asunción de Bernini, coronada por una cúpula inspirada en el Panteón, en cuyo interior, en el ábside, se halla un notable freso de Borgognone y la Fontana delle Tre Cannelle, que durante un tiempo se pensó que contenía la tumba del Simón el Mago. 
El área de Ariccia alberga muchos hallazgos arqueológicos como la villa del emperador romano Vitelio, los restos de la Via Apia Antica, además de los de los antiguos templos del monte Cavo y de la ribera del lago Nemi. (Fuente: Wikipedia)

FRASCATI 

Frascati es una ciudad de la provincia de Roma, situada en la región del Lacio, en el centro de Italia. Se encuentra a 20 km al sudeste de Roma, en las Colinas Albanas, cerca de la antigua ciudad de Tusculum.
Frascati es célebre por su vino blanco, el Frascati. También es un importante centro artístico e histórico.

Frascati - Parque Regional de los castillos romanos - Lazio - Foto web

El yacimiento arqueológico más importante, es una villa patricia, que seguramente perteneciera a Luculo. En el siglo I, el dueño era Gaius Sallustius Crispus Passienus, quien desposó a Agripinila, la menor, madre de Nerón. Más tarde, sus propiedades fueron confiscadas por la dinastía imperial Flaviana. 
Es posible que el nombre de la ciudad provenga de una típica tradición local de recolectar leña ("frasche" en italiano). 
Tras la destrucción de Tusculum en 1191, la población de la ciudad aumentó y el obispado se trasladó de Tusculum a Frascati. El Papa Inocencio III estableció la ciudad como posesión de la basílica de San Juan de Letrán, pero en los siglos siguientes, sus territorios fueron arrasados por frecuentes saqueos que la empobrecieron. Fue la posesión de varias familias baronales, incluyendo a la Familia Colonna, hasta que el Papa Pío III amuralló la ciudad. 
A principios del s. XVI, el Papa Julio II entregó Frascati como posesión feudal al condottiero Marcantonio I Colonna con su mujer Lucrezia della Rovere, sobrina del Papa Julio II, quien tras la muerte de su esposo la vendió a Pier Luís Farnesio, sobrino del Papa Pablo III. 
El 1 de mayo de 1527, una compañía de lansquenetes (mercenarios alemanes) llegó a las aldeas circundantes, tras haber saqueado Roma. Sin embargo, los soldados tomaron otra dirección en su marcha hacia un nicho consagrado a la Virgen María, salvando esto a la ciudad. Este hecho es conmemorado por una iglesia actualmente conocida como Capocroce. 
En 1538, el Papa Pablo III concedió el título de "Civitas" a Frascati, con el nombre de "TUSCULUM NOVUM" (Nueva Tusculum). En 1598 comenzó la construcción de una nueva catedral dedicada a San Pedro. 
El 18 de junio de 1656, una parte de la escayola de la pared interior de la Iglesia de Santa María en Vivario se desprendió, dejando a la vista un fresco antiguo, con las imágenes de los santos Sebastián y Roque, protector contra la peste. En dicho año hubo una epidemia de peste en Roma (anno dirae luis), de la que Frascati se libró. Así, desde ese año, los dos santos son los santos patrones de la ciudad. Las estatuas de dichos santos se encuentran en la fachada de la catedral. 
En 1809, Frascati se anexionó al Imperio francés y fue elegida capital del cantón de Roma. 
En el otoño de 1837, una gran epidemia en Roma hizo que unas 5.000 la abandonaran. Frascati fue la única ciudad que les abrió las puertas. Desde entonces, la bandera de Frascati ha sido la misma que la de Roma: amarilla y roja.

Frascati - Parque Regional de los "Castelli Romani" - Lazio - Foto web

En 1943, durante la Segunda Guerra Mundial, Frascati fue bombardeada de forma grave (bombardeo de Frascati del 8 de septiembre de 1943). Cerca de la mitad de sus edificios, incluyendo varios monumentos, villas y casas, fueron destruidos. Mucha gente murió en dicho ataque aéreo y durante un segundo ataque que tuvo lugar el día de la Batalla de Anzio, el 22 de enero de 1944. La ciudad fue liberada de la ocupación Nazi por la divisón 85ª de infantería de los EE.UU., el 4 de junio de 1944. 
Frascati es famosa por sus célebres villas de la nobleza del Papado, las cuales fueron construidas a partir del siglo XVI por los Papas, cardenales y nobles de Roma como símbolo de su posición, y eran destinadas a encuentros sociales en lugar de a la agricultura o a la ganadería. La "Ville Pontificie" mantiene una relación muy particular con el paisaje circundante. Las villas se encuentran bien conservadas; los daños que recibieron algunas durante la Segunda Guerra Mundial han sido reparados con los materiales y las técnicas originales. 
Las villas de Frascati son: 
- Villa Aldobrandini 
- Villa Parisi
- Villa Falconieri
- Villa Grazioli
- Villa Lancellotti
- Villa Muti
- Villa Rufinella (o Tuscolana)
- Villa Sora
- Villa Torlonia
- Villa Vecchia

- Villa Mondragone
- Villa Sciarra


Villa Aldobrandini o Belvedere - Frascati - Lazio - Foto web

Villa Falconieri - Frascati - Lazio - Foto web

Villa Lacellotti - Frascati - Lazio - Foto web


GENZANO DI ROMA


Genzano di Roma - Parque Regional de los castillos romanos - Foto web

Genzano di Roma, distante a unos 29 km de Roma, se encuentra en la parte externa del lago del cráter de Nemi. 
Genzano se desarrolló en la Edad Media en torno a un castillo fortificado, con vistas al lago de Nemi, construido a finales del siglo XIII por los monjes cistercienses de la abadía de San Anastasio. 
La expansión urbana hacia la llanura Genzano (Nueva Genzano) se llevó a cabo de acuerdo con un plan trazado en el siglo XVII. El Genzano nuevo se desarrolló especialmente después de la apertura de la Via Corriere a Nápoles, y la Via Appia , a finales del siglo XVIII. 
El territorio municipal, una vez muy extenso, se redujo progresivamente en el tiempo, hasta alcanzar su tamaño actual en 1932, cuando fueron retiradas algunas áreas que forman los municipios de Pomezia y Ardea. 
Durante la Segunda Guerra Mundial, Genzano sufrió graves daños, y un tumultuoso desarrollo de bienes raíces iniciado a principios de los `60, debió ser regulado desde 1972 bajo un Plan Director general armonizado con el plan` viejo Barroco.

GROTTAFERRATA


Abadía griega de San Nilo - Grottaferrata - Lazio - Foto web

Grottaferrata, que ganó su autogobierno en 1848, es actualmente uno de los centros turísticos y más elegantes, residenciales y populoso de los Castelli Romani, gracias a la proximidad con Roma por la carretera 511. Tiene 20.492 habitantes y es una localidad famosa sobre todo por su abadía. 
La «Abbazia di Santa Maria» fue fundada en el año 1004 por San Nilo de Rossano, y acabada en el año 1024 por San Bartolomeo. En una de sus capillas pueden verse frescos, obra de Domenichino y detrás del altar se encuentra una pintura de Annibale Carracci, que representa La Virgen entre los dos fundadores (San Bartolomeo y San Nilo). En esta iglesia la misa se celebra en ritual griego-bizantino. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada